martes, 24 de junio de 2014

Abubillas

Abubilla en un parterre del barrio del ACTUR
La abubilla (Upupa epops) es un ave de tamaño medio que no pasa desapercibida gracias a su llamativo plumaje, aspecto exótico con una gran cresta desplegable y pico largo y curvado, y voz típica que emite rítmicamente desde su posadero. De conducta bastante confiada, es fácil verla buscando comida en el suelo o posada en cualquier elemento dominante.



Las praderas de césped en jardines y parterres favorecen a las abubillas al proporcionarles un sustrato donde obtener numerosos larvas de coleópteros, lombrices y otros invertebrados de los que se alimentan (ver VÍDEO)
Aunque resulta escasa en la ciudad, no es difícil ver alguna en los parques o en los baldíos y zonas agrícolas de la periferia urbana. Así, esta primavera he podido ver varias veces los vuelos de un adulto aportando cebo a sus pollos en el Parque del Tío Jorge.
La mayor parte de las abubillas se comportan como estivales, llegando al valle del Ebro a partir de finales de febrero y marchando hacia el sur a finales del verano, pero cada vez son más frecuentes los individuos que permanecen también durante el invierno.

Aquí otra abubilla en acción en un vídeo grabado en uno de los parques del barrio del ACTUR

video

Según los resultados del programa de seguimiento de aves comunes -SACRE- que lleva a cabo SEO/BirdLife, la tendencia de la abubilla entre 1998 y 2013 ha sido de “declive moderado” para el conjunto de la España peninsular, si bien en la bioregión “mediterránea sur”, que incluye la depresión del Ebro, la tendencia se considera “estable”.

sábado, 14 de junio de 2014

Nueva colonia de garcetas y martinetes

Garceta común en la isla del Pabellón Puente (14/06/14)
El pequeño soto ribereño de chopos, sauces y tamarices que se ha desarrollado en el islote del Ebro contiguo al Pabellón Puente es utilizado desde hace ya varios años como dormidero invernal por grupos importantes de garcetas comunes (Egretta garzetta) y garcillas bueyeras (Bubulcus ibis). Este año comprobé que en abril todavía acudían allí, lo que me hizo pensar en la posibilidad de que empezasen a criar. Afortunadamente mis sospechas se han visto confirmadas hace unos días: en la página Facebook de la Asociación Anuario Ornitológico de Aragón se informaba el pasado día 9 de que los ornitólogos Eduardo Gil y Marco Escudero habían localizado varias parejas de martinete (Nycticorax nycticorax) y garcetas comunes criando en este enclave. Hoy me he acercado allí y desde la orilla he podido ver un mínimo de 4 nidos ocupados de garceta común y 6 de martinete.
Garceta común en uno de los nidos de la nueva colonia (14/06/14)
Lamentablemente, mientras disfrutaba de la observación de las aves sin provocarles la menor perturbación, un joven pescador que había cruzado a pie hasta el islote ha acertado a pasar justamente bajo los nidos provocando la huida de las decenas de martinetes y garcetas de la colonia que se han puesto a revoloteabar alarmadas por los alrededores y no han comenzado a regresar tímidamente hasta pasados más de 20 minutos.
pescador bajo la colonia de cría (14/06/14)
Martinetes huyendo espantados tras la incursión del pescador (14/06/14)
Este tipo de molestias tan graves, aunque involuntarias, puede provocar el fracaso de la cría e incluso el abandono de la colonia de ardéidas afectando a dos especies muy escasas como reproductoras en Aragón y protegidas por la normativa medioambiental tanto nacional como europea. Se impone el establecimiento de medidas preventivas que mantengan la tranquilidad de las aves durante su periodo reproductor. Bastaría con que nadie deambule por el islote mientras martinetes y garcetas están criando.

sábado, 7 de junio de 2014

Chorlitejos criando


Chorlitejo chico en los lagos de Valdespartera (30/05/14).

No es difícil observar chorlitejos chicos (Charadrius dubius) durante la primavera y el verano en varias zonas de la ciudad de Zaragoza. Las playas e islotes de grava a lo largo del curso del Ebro y los lagos artificiales del Parque del Agua y de Valdespartera reúnen en conjunto unas cuantas parejas reproductoras.
Sus vuelos de celo con vertiginosas persecuciones acompañadas de gritos y trinos agudos, llaman mucho la atención. 
A finales de mayo tuve la suerte de localizar dos pollos, todavía en plumón, tumbados sobre la grava de uno de los islotes centrales de los Lagos de Valdespartera, donde pude ver al menos dos parejas.

Pollos de chorlitejo en los lagos de Valdespartera (30/05/14)

Los chorlitejos realizan la puesta directamente sobre el suelo en lechos pedregosos o arenosos confiando en el aspecto mimético de sus huevos y pollos. Si se acerca al nido un potencial predador (personas incluidas), los adultos ejecutan maniobras de distracción -display- fingiendo estar heridos, a menudo con algún ala colgando, para atraer la atención del intruso y alejarle del nido.
Las zonas con grava de los lagos del Parque del Agua son otro buen sitio para disfrutar de la observación de chorlitejos, especialmente las que se encuentran a salvo del tránsito de personas. Aquí pude fotografiar y grabar un vídeo de un chorlitejo correteando por la orilla hace pocos días.

Chorlitejo chico macho en el Parque del Agua (01/06/14).